Beneficios de la Transformación Digital

En el anterior artículo se explica que la transformación digital no sólo es Digitalización y que va más allá. En él se explica que la Digitalización es una parte muy importante de la Transformación Digital, pero no es la Transformación Digital en sí misma.

Se explica que si los conceptos se reorganizan y se clarifican, el proceso de la implantación de esta transformación en menos de un año, en unos 6 meses, puede estar en marcha y habiendo empezado a tener resultados durante la implantación.

También se comentaba en el artículo que implica la Transformación Digital para tu empresa, se indica que debemos encontra el camino adecuado para que nuestra empresa no se quede atrás, y para ello debemos plantearnos el implementar la Transformación Digital, y que esta no es implantar un software mágico o un hartware determinado.

Transformación Digital es el proceso que la empresa realiza para reorganizar sus métodos de trabajo y estrategia, con el objetivo de obtener más beneficios, mediante la eficiencia con las tecnologías.

Es decir, es la reorganización de la forma de trabajar interna de la empresa, mediante la utilización de forma eficiente de todos los recursos, tecnológicos y humanos, que cualquier empresa tiene actualmente a su alcance, para conseguir mayores beneficios.

Hablar de lo que es y lo que que debemos hacer en una transformación digital, si empezamos a buscar por Internet, encontraremos muchos artículos que hablas respecto a esto, indicándonos que es necesario y de imperativo  tenerlo implantado en nuestros negocios, para nuestro beneficio

Pero que expliquen los beneficios que se consiguen, eso es harina de otro costal.

La teoría es muy fácil de explicar, lo que se consigue con esta teoría, pocos lo hacen.

Que trae de bueno la Transformación digital

Mucho se habla de la necesidad de la Transformación Digital y de lo bueno que es para las Pyme’s que reorganicen su forma de trabajar y vender.

Pero ¿Qué beneficios se obtene con esta inversión?

Los beneficios que obtienes en tu negocio, ya no son comparables con los que existían hasta ahora, con lo que podemos llamar “modelo tradicional de negocio”.

Cambian los conceptos y su forma de hacerlo es lo que se suele denominar pasar de una forma de trabajar analógica a la digital:

Se mejora la comunicación con los clientes

Tu empresa se coloca al mismo nivel tecnológicamente que tus clientes.

Esto quiere decir que con un mínimo coste de inversión utilizáis los mismos canales de comunicación, facilitando el ponerse el contacto entre el responsable de la compra y vosotros.

Esta inversión es muy posible que ni la tengas que hacer, ya que la inmensa mayoría de empresas tienen estos elementos, aunque suelen no aprovecharse ni el 50% de todo lo que se puede hacer con ellos. Estos elementos suelen ser: teléfono, mail, videoconferencias, webinar, whatsApp, LinkedIn, Facebook,…

 

Tenéis Acceso a nuevas oportunidades de negocio

Realizar un trabajo coordinado entre tus empleados y con espíritu digital, conseguís que tu empresa expanda de forma fácil y muy económica, mucho, a mercados y clientes que hasta el momento no podías acceder con los métodos de negocio y trabajo tradicionales.

Pero además de generar nuevos negocios a empresas de ámbito local o de proximidad, se te abren las puertas para negocios en un mundo global.

La facilidad de trato con un cliente no depende de los kilómetros que separan a los interlocutores, sino de la tecnología y de la especialización de tu empresa.

 

Se alarga la vida de la empresa

Toda empresa está considerada como un ente vivo, ya que nace, crece, se desarrolla y madura.

Pero para que no lleguemos a la fase de que la empresa muere y desaparece, la empresa, como todos los entes vivos, debe tener la facultad de adaptarse al entorno constantemente cambiante.

Quien mejor y más rápido lo hace, crece; quien no, se extingue. Se puede tardar más o menos en extinguirse, ya que no existe el término medio.

La Transformación Digital te permite estar al día de lo que ocurre fuera, en tu mercado, no te deja desfasado y favorece la continuidad del negocio.

 

Reduce tus costos

Tener optimizados los procesos internos y estar centrados en el core de la empresa, permite a todos los departamentos generar ahorro de costes por tiempo, diseño, materiales, transporte y, en general, de todas las variables que intervienen en la realización de una venta, desde el primer contacto, hasta la renovación de un nuevo pedido.

Todo ello hace que la venta de tu producto o servicio se realice con mayor facilidad y rapidez. Tu empresa empieza a ser eficaz y eficiente.

Facilita la captación de personal cualificado

La creencia de conseguir personal de bajo coste para reducir costes, hace una década que ha demostrado no ser cierta ni producente. No sólo no reduce los costes, sino que enlentece y retrasa el crecimiento y disminuyen o estanca el beneficios de tu negocio.

Es muy importante para tu empresa que tengas personal capacitado y correctamente formado digitalmente.

Este personal cualificado con mentalidad digital entiende perfectamente el mundo tecnológico en el que estamos actualmente.

Si entienden el mundo digital de hoy, están absolutamente cerca, y cada vez más, de los mejores clientes para tu empresa.

Debes poner a su disposición todos los recursos tecnológicos necesarios, para que deseen venir a trabajar a tu empresa. Y al usar sus conocimientos y habilidades, la empresa gana en prestigio y, como no, en beneficios.

Si no lo haces, te quedarás obsoleto y tu personal cualificado que puedes tener hoy, terminaran marchando a tu competencia.

Ten en cuenta que incluso tus actuales empleados utilizan la tecnología de forma avanzada en sus ratos de ocio y a nivel particular, por lo que realmente están muy cualificados tecnológicamente. Sólo hace falta saber motivarlos para que lo demuestren en el trabajo.

Tendrás empleados motivados

Si facilitas la captación de personal cualificado, no sólo los nuevos empleados estarán contentos y entusiasmados de trabajar en tu empresa, sino que tus empleados actuales se motivarán y producirán más eficazmente.

Para ello debes tenerlos a todos con una formación continuada adecuada a tu negocio.

Esto hace que se sientan seguros, confiados en la empresa y, muy importante, motivados, ya que se darán cuenta de que la Transformación Digital les trae mejoras en sus puestos de trabajo.

Cuando esto sucede, su actitud cambia: rinden más y disponen de más tiempo para realizar trabajos en los que prima la calidad del resultado más que el solo el hecho de realizarlo.

En definitiva, en aumento de producción.

Las dificultades de la implantación de la Transformación Digital en las Pymes

Ya se ha explicado las virtudes y benevolencias de la Transformación Digital. Nosotros y cientos de otras consultorías.

Pero la transformación Digital no es un camino de rosas y alegrías.

Cuando por fin dices “sí” a la Transformación Digital se inicia un cambio disruptivo, que conlleva unas dificultades a la hora de ponerlo en marcha.

Pero aun siendo un cambio drástico y disruptivo en la forma de trabajar, no tiene que ser traumático.

Existe la falacia de que la Digitalización y la Transformación Digital en conjunto, es peor que caminar sobre las brasas en llama.

Pero, si se informa y se forma a las personas implicadas de forma adecuada, vivir esta transformación suele ser motivante y reconfortante. Un camino pedregoso posiblemente, pero no de brasas ardientes.

Po ello, si no se tiene previsto todos los pasos, podemos encontrar una serie de obstáculos durante el proceso.

La falta de información

Si no se informa adecuadamente a los trabajadores sobre el proceso que se inicia, tendrás a trabajadores que estarán a disgusto con los cambios de rutina.

A nadie les gusta salir de su zona de confort sin un motivo que conlleve mejoras, por lo que genera incertidumbre sobre la continuidad de los puestos de trabajo. Esto se traduce en que y su rendimiento y productividad no será, ni mucho menos, el esperado.

Este es un obstáculo sencillo de salvar, pero debes concienciarte en que se debe realizar la información transparente de todo el proceso, tanto el inicial como durante la implantación.

 Elección de un líder inadecuado para el proceso

Si elijes a un responsable del proceso por amiguismo o porque “se lo debes”, estas cometiendo el mayor error que puedes hacer para tu empresa.

Puedes provocar que el proyecto de Transformación Digital no avance nada o a una lentitud desmesurada y que ponga en contra a los usuarios, ya que este encargado suele creer que la implantación de la Transformación Digital es un peligro para su status dentro de la empresa.

¿Qué perfil debe tener el líder del proceso de la Transformación Digital en tu empresa?

Se ha hablado mucho de que debe ser un responsable de departamento, lo cual suele ser un error.

Por ello es conveniente bustar a la persona más adecuada dentro de tu organización, sea o no director de alguno de los departamentos.

Las principales características que debería tener este CDO (Chief Digital Officer) son:

Tener Carácter de líder

Lo primero y casi lo más importante, es que debe ser un trabajador de la plantilla actual que genere respeto y confianza. Tenerle miedo no es un buen compañero para este viaje.

Conocer la estructura de tu empresa

Que conozca los cargos, departamentos y los protocolos de las tareas actuales, es un buen punto de partida.

También debe conocer como se trabaja con los procesos interdepartamentales su la comunicación, tanto interna como externa.

Ser un estratega

Debe tener una visión estratégica de la compañía. El saber a donde quiere ir la empresa es fundamental.

Debe ser el que lidere el diseño de las fases de la implantación, tanto de la digitalización inicial, como de la posterior Transformación digital en si misma.

Este diseño no necesariamente debe incluir exclusivamente a miembros de la plantilla, sino que puede ser ayudado y/o asesorado por el partner externo especializado en este proceso.

Este líder de saber aceptar y engranar las recomendaciones externas con el fin de conseguir los objetivos preestablecidos en la transformación de tu empresa.

Saber usar con soltura el mundo digital

El CDO debe saber moverse con las herramientas del entorno digital actual.

No necesariamente debe ser un programador ni un usuario avanzado en todas ellas, pero si debe saber de que se está hablando y saber que uso darles para tu empresa.

Saber que se está usando en tu empresa para realizar saber ver sus ventajas y carencias.

Estar dispuesto a la disrupción para conseguir los objetivos marcados

Como ya he indicado, tanto en este artículo como en anteriores, la digitalización es disruptiva porque rompe con los procedimientos establecidos.

Y con la Transformación Digital se logra adaptar tu empresa al mundo cambiante al que te llevan tus clientes.

Marcando objetivos claros y definidos dentro de la planificación.

Por ello el líder en Transformación Digital debe tener la capacidad de tomar decisiones diferentes a las convencionales, rompiendo con los procesos tradicionales de tu empresa.

El CDO no debe conformarse con implantar cuestiones digitales básicas, como algún programa y la gestión Social Media. Su aspiración debe ir hacia que tu empresa sea el máximo representante en vuestro sector, a conseguir aumentar y reforzar el Awareness de vuestra marca.

Inicio de la Transformación Digital: Social Selling en el departamento comercial

El Social Selling es la evolución digital del departamento de ventas.

La puerta fría hace ya mucho tiempo que lleva demostrando que no funciona.

Aprovechar las redes sociales para acercarte a tus clientes de una forma no invasiva.

Los comerciales aprovechan su tiempo en cultivar contactos de forma digital.

Dicho de otro modo: aumentar ventas en menos tiempo.

Adiós a los gastos por desplazamiento en coches, tren o avión. Hola al ahorro en tiempo y dinero.

El Social Selling es la utilización de las redes sociales para relacionarse, crear branding, obtener leads y en definitiva  conseguir clientes.

No es, ni por asomo, un sistema de venta on line ni para hacer mailing masivo intrusivo e invasivo.

Se trata de que lleguéis a la mente de vuestros posibles clientes de forma indirecta, haciendo que ellos os elijan.

Es decir, no vendéis, hacéis que os compren.

Para ello es necesario que implementes de forma coordinada, estrategias de branding, comunicación y marketing de contenidos que os acerquen a los posibles clientes, generando contenidos de calidad y que  despierten interés permanentemente.

Resumen

Después de esta exposición, aparte de ser evidentes las ventajas que supone el que realices la Transformación Digital en tu empresa, independientemente de las resistencias que podáis obtener, sólo falta decir que la implantación de la Transformación Digital implica un aumento del 20% de ventas, a medio plazo.

Hay empresas que han conseguido antes de los 5 años, hasta un 200% de facturación.

Ten muy en cuenta que: lo que no se comprende no se percibe como útil.

Y lo que no es útil, simplemente se abandona.

De ahí la importancia de transmitir el mensaje de forma adecuada a todos los actores implicados.

Por último indicar que de la misma forma que si no te pones manos a la obra con la Transformación Digital, el personal cualificado se marchará a la competencia, ya que la competencia está preparándose para hacer este cambio.

Y el primero que lo haga es el que tendrá más relevancia y reconocimiento en vuestro sector.

 

¿Crees que tu empresa tiene que implantar la Transformación Digital?

Si la respuesta es “si”, contacta conmigo en s.rossello@strolabi.com

Si la respuesta es “no”, entonces ¿por qué sigues buscando artículos sobre el Transformación Digital?

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *